Home POLÍTICA La estrategia ‘a la madrileña’ del PP de Castilla y León

La estrategia ‘a la madrileña’ del PP de Castilla y León

Las declaraciones del presidente Mañueco recuerdan al discurso de Isabel Díaz Ayuso en el año 2021

5
El presidente catellano-leonés realiza un discuros similar al de la presidenta madrileña. Imagen editada | Foto obtenida de Público.

El próximo domingo 13 de febrero los ciudadanos de Castilla y León elegirán en las urnas al que será su nuevo presidente. El actual líder y candidato del Partido Popular, Alfonso Fernández Mañueco, decidió adelantar los comicios tras los desacuerdos con su socio de gobierno Ciudadanos.

La comunidad autónoma castellano-leonesa llevaba dos años y medio de legislatura con un gobierno de coalición formado por el Partido Popular y Ciudadanos. Sin embargo, al igual que sucedió en el año 2021 en la Comunidad de Madrid, el presidente popular convocó elecciones rompiendo el pacto de legislatura. Todos los análisis apuntan a que el Partido Popular de Castilla y León busca la mayoría absoluta para evitar seguir gobernando con el partido naranja.

El éxito de esta convocatoria supondría un paso para el Partido Popular para afianzar la estrategia utilizada en la Comunidad de Madrid. Si así fuese, Castilla y León conseguiría hegemonizar el color azul en su territorio y sería beneficioso para las próximas elecciones andaluzas.

Por ello, el objetivo es intentar disminuir la influencia de Ciudadanos en las Cortes de Castilla y León para gobernar en mayoría absoluta. Con ello, también se reduciría el poder del PSOE de Luís Tudanca, el de Vox de Juan García Gallardo y evitar una entrada triunfal de la España Vaciada.

Mañueco compite contra Sánchez

El debate electoral celebrado el día 31 de enero en RTVE demostró cómo la estrategia de Mañueco se asemeja a la de su compañera de partido Isabel Díaz Ayuso. En el transcurso de los bloques del debate, Mañueco evitaba un diálogo contra el candidato socialista, la competición ascendía a las puertas de Moncloa. El presidente respondía a las intervenciones del candidato Tudanca hablando sobre la gestión del gobierno central.

 

Fernández Mañueco y Luís Tudanca. Fotografía obtenida de EFE | Javier Lizón

Las reiteradas declaraciones sobre el ‘daño del sanchismo a los ciudadanos’ no solo han sido utilizadas en el debate electoral. Desde la convocatoria de elecciones, el candidato popular ha ascendido el tono y ha reiterado de manera pública su competición contra ‘Sánchez’ y el ‘sanchismo’. Mientras tanto, el candidato Tudanca se ha convertido en un candidato similar a su compañero de partido Ángel Gabilondo. Tudanca es un líder de la oposición al que le es difícil competir contra los años de experiencia del Partido Popular en la autonomía castellano-leonesa.

La dificultad del Partido Socialista es llegar a trastocar la imagen de un partido que continúa liderando las encuestas de las últimas semanas. Además, Mañueco está consiguiendo la imagen que el electorado recuerda de Díaz Ayuso: un líder que busca la estabilidad de su gobierno y, por tanto, se ha visto obligado a adelantar elecciones para conseguirlo.

¿Qué posibilidades tiene Mañueco en lograr los mismos objetivos que la comunidad vecina?

Si el objetivo del Partido Popular es imitar los pasos de Díaz Ayuso, sería necesario revisar qué es viable imitar y qué no durante la campaña electoral. No cabe duda que son contextos muy diferentes respecto a las elecciones madrileñas de 2021.

En primer lugar, Mañueco no podría abanderar el discurso de la ‘libertad’ utilizado por Díaz Ayuso. Actualmente, no está en el debate público las medidas restrictivas de la pandemia o limitaciones de movimiento similares. Este discurso no podría sustentarse en la actualidad y tampoco puede existir una respuesta agresiva contra un ‘gobierno opresor’. El intento de repetir en cada intervención alternativas contra el ‘gobierno sanchista’ tenía cabida en 2021, ahora sería difícil llegar a ese mismo nivel de complicidad con el electorado.

Un factor que sí ha podido ayudar a asentar el discurso contra el gobierno central es el debate que se gestó hace semanas sobre la problemática de las macrogranjas. Las declaraciones del Ministro de Consumo, Alberto Garzón, sobre la “calidad de la carne procedente de las macrogranjas” podría servirle en una autonomía eminentemente ganadera. En este caso, sí le sería de utilidad atacar la gestión de los ministros. Sin embargo, no sería suficiente para captar el voto del electorado más joven.

El recuerdo de las elecciones madrileñas que otorgaron una amplia mayoría al Partido Popular de Madrid podría ser beneficioso para Castilla y León. También el hecho de gobernar tantas legislaturas es un sustento para los comicios del 13 de febrero. No obstante, los partidos de Vox y de la ‘España Vaciada’ podrían mejorar su posición a lo largo de la semana que viene.

Las elecciones de Castilla y León serán ‘un punto y a parte’ para el futuro del Partido Popular. Continuar con la soberanía de Mañueco permitirá afianzar su poder y verse beneficiado para los próximos comicios autonómicos. El debate electoral del próximo 9 de febrero permitirá a los candidatos repetir o corregir la estrategía utilizada en sus intervenciones. Los próximos días serán vitales para saber quién será el nuevo líder de la autonomía.

Ayúdanos a hacer periodismo

InfoDiario es un proyecto periodístico liderado por jóvenes estudiantes de Periodismo. Aunque no lo creas, nos ayudas a crecer. Síguenos (si no es mucho pedir) en Facebook, Twitter y/o  Instagram. Hacemos periodismo.

5 COMMENTS

Deja un comentario Cancelar respuesta

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies
Salir de la versión móvil