Home CULTURA «Aquí no hay quien viva»: el vino gran reserva de las series...

«Aquí no hay quien viva»: el vino gran reserva de las series españolas

Desde el 15 de octubre todos los capítulos se pueden disfrutar en Netflix

0
anhqv Actores de Aquí no hay quien viva netflix
Los actores de "Aquí no hay quien viva". Foto: Antena 3

Aquí no hay quien viva se televisó desde septiembre de 2003 hasta julio de 2006 en Antena 3, pero su emisión no terminó ahí. Esta serie se siguió retransmitiendo en Youtube y en el canal Neox durante varios años después, hasta que fue perdiendo peso en el entretenimiento español. Pero Netflix no pudo dejar pasar esta oportunidad, y nos volvió a brindar con todos sus capítulos el 15 de octubre. Tras 3 meses de su estreno todavía sigue dentro del top 10 de tendencias en España de Netflix, ocupando el octavo puesto.

Cabecera de la serie «Aquí no hay quien viva». Foto: Antena 3

Al principio Antena 3 no creía que fuera a tener éxito, pero cuando empezó a ganar un 15% de cuota de audiencia, le pidieron más capítulos a José Luis Moreno (su productor). Esta cadena convirtió la serie en un arma con la que competir con Telecinco, ya que Los Serrano ya había ganado terreno tras su estreno en abril de 2003. Una disputa que perdió Mediaset cuando Aquí no hay quien viva consiguió un 40% de cuota de audiencia y ganó 26 premios, entre ellos un Premio Ondas en 2004. Pero por varios pleitos y desacuerdos del productor con Antena 3, se cortó su emisión.

Al final, Aquí no hay Quien viva, acabó prostituyéndose en forma de La que se avecina en Mediaset España un año después (2007). Las mismas tramas, incluso interpretadas por varios de los mismos actores, donde solo cambiaba el edificio y el número de personajes. La nostalgia de los espectadores ha convertido esta trama de vecinos en un cadáver inmortal, que deambula por todas las cadenas de televisión. Un nicho de mercado que se ha explotado comercialmente hasta la saciedad, a través de copias como Aída, Gym Tony o El pueblo.

Juan Cuesta (presidente de la comunidad) y Emilio (portero). Foto: Atresplayer

¿Por qué tuvo tanto éxito Aquí no hay quien viva?

Aquí no hay quien viva tuvo éxito porque el público se sentía muy identificado con esa vida cotidiana y familiar de la calle Desengaño 21. Esta serie costumbrista relataba al pie de la letra los felices años 2000, extendiendo una morriña hacia esa idílica época. Esta trama vecinal después de 16 años sigue en las tendencias de España en una de las plataformas de contenido más vistas del mundo.

Pero su verdadero gancho es el cotilleo y «la movida, movida», propios de la picaresca latina que recorre por las venas de los españoles. La historia presenta bastantes enlaces amorosos, infidelidades y peleas que drogan al espectador de entretenimiento en su estado puro. Cada piso tiene su propia vida, pero los rellanos, las ‘juntas urgentes’ y ‘radio patio’ son el punto de conexión entre los vecinos. Otro logro por parte de los guionistas es la renovación de personajes y actores, donde cada temporada te puedes encontrar con nuevas sorpresas.

Cada actor firmaba su personaje a través de muletillas, que se improvisaban dentro y fuera del plató («vamos, no me jodas», «que follón, que follón», «que mona va esta chica siempre», «¡váyase señor Cuesta, váyase!», «pero tranquilito, eh»). Pero ese no era el único elemento distintivo de cada vecino, ya que se identificaban a través de motes («las golfas», «la pija», «las viejas», «la hierbas», «la chunga»).

Los personajes son el punto fuerte de esta serie, donde siempre destacan los 3 de siempre: Emilio, Mauri y Juan Cuesta. Pero este panteón televisivo no se sustenta sólo por estas tres columnas, sino que hay más personajes que solidifican sus cimientos. Entre ellos se encuentran un Mariano metrosexual y nudista, una Belén perdida en la vida, un Josemi superdotado y grafitero, una Marisa fumadora compulsiva, una Concha tacaña, un Andrés estafador, y muchos más personajes peculiares.

Emilio y Mariano. Foto: Antena 3

Aquí no hay quien viva es el Estopa televisivo, que dio lugar a numerosos Melendis que copiaron su rumba vecinal. Es un gran reserva cuyo envejecimiento cosecha una suprema calidad, y que a pesar de una década y media, sigue sin caducar. Muchos la ven como una serie grotesca y vulgar que representa la decadencia española. Pero, todo lo contrario, ya que inculca valores positivos: la normalización de la homosexualidad, la vida en comunidad, nuevos modelos de unidad familiar o la diversidad y respeto.

Ha sido un hito en las series españolas, gracias a ella, se han parido versiones similares que siguen perpetuando el entretenimiento en España. Pero también ha servido para recordarnos cómo era la antigua normalidad entre risas y lágrimas.

Cabecera de Aquí no hay quien viva en Antena 3

¿Nos ayudas a hacer periodismo?

InfoDiario es un proyecto periodístico liderado por jóvenes estudiantes de Periodismo. Aunque no lo creas, nos ayudas a crecer. Síguenos (si no es mucho pedir) en FacebookTwitter y/o Instagram. Hacemos periodismo.

NO COMMENTS

Deja un comentario Cancelar respuesta

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies
Salir de la versión móvil