Jessie Garrido Broome 28 noviembre, 2018

Ayer martes 27 de noviembre tuvo lugar la IV Edición de la Entrega de los Premios de la Cámara de Comercio e Industria Hispano-Turca en el Hotel Villa Magna de Madrid. Contó con la presencia del Embajador de Turquía en España, del Secretario General de la Organización Mundial del Turismo y del Secretario de Estado de Energía.

La ceremonia comenzó con un discurso de bienvenida de la Presidenta de la Cámara, Esther González. A continuación, se procedió a la entrega de premios en tres categorías, los dos primeros entregados por el Secretario de Estado de Energía, José Dominguez Abascal, que apuntó que se premia «el buen esfuerzo y el buen hacer por la consolidación de las relaciones entre España y Turquía».

En la categoría ‘empresa española’ se premió al Grupo Antolín, referente internacional en la fabricación de interiores para vehículos. Su Presidente, Ernesto Antolín Arribas, fue el encargado de recibir el reconocimiento. Por otra parte, el galardón a ‘empresa turca’ lo recibió BEKO, empresa de electrodomésticos, representada por Cem Akant, Director General de la misma.

El secretario general de la OMT y el embajador D. Ömer Önhon. Fuente: Infodiario

Finalmente, el premio por ‘mérito profesional’ fue concedido a Ömer Önhon, Embajador de Turquía en España. En un discurso a caballo entre el agradecimiento y la despedida destacó que Turquía ha sido «puente y lugar de encuentros, un cúmulo de más de 7500 años de historia y múltiples civilizaciones». El diplomático hizo una autoevaluación en la que afirmó que las relaciones económicas entre las dos naciones seguirán desarrollándose, pero puntualizó que tienen que ser mucho más eficientes en términos de información y visibilidad: «creemos que podemos hacer más». Antes de agradecer el premio por última vez a los presentes, recordó que dejará su puesto antes de finales de 2018: «ha finalizado mi misión en Madrid». Este último reconocimiento lo entregó el Secretario General de la Organización Mundial del Turismo, Zurab Pololikashvili, que halaga a Önhon como «gran embajador y gran amigo».

La Cámara de Comercio e Industria Hispano-Turca fue inaugurada oficialmente en 2001. El fin era el de crear un organismo oficial para fortalecer las relaciones entre ambos países en materia económica, comercial y cultural. En pocos años se ha convertido en uno de los organismos más reconocidos por parte de las empresas que tienen intereses tanto en España como en Turquía. La institución se encarga de fomentar estos vínculos a través de talleres, networking, conferencias, encuentros y, ahora, con la celebración de unos premios anuales premiando a dos empresas y mérito profesionales. La Cámara cuenta con el respaldo y patrocinio de varias empresas turcas y españolas como Roca, Mapfre, Befesa, Amadeus, Advice and Consultancy, entre otros.

Fuente: Infodiario

Deja un comentario.

Tu dirección de correo electrónico no será visible. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies