Inicio INTERNACIONAL Desactivada con éxito la bomba de la Segunda Guerra Mundial hallada en...

Desactivada con éxito la bomba de la Segunda Guerra Mundial hallada en Frankfurt el pasado jueves

0

El hallazgo de una bomba de 500 kilos de la Segunda Guerra Mundial en la ciudad de Frankfurt ha obligado a la evacuación de 13.000 vecinos. La bomba fue descubierta el jueves durante una obra, y este domingo, se ha procedido a su desactivación. La operación se ha llevado a cabo con éxito, y el Departamento de Bomberos de Frankfurt ha twitteado: “Se han levantado las barreras de la zona de peligro”.

Se trata de un artefacto de fabricación inglesa de media tonelada. Las bombas británicas cuentan con un detonador mecánico que las hace especialmente peligrosas, por lo que se ha procedido a la evacuación de 13.000 vecinos. Unos 300 evacuados no tenían adónde ir, por lo que han sido alojados en el Centro de Convenciones de Frankfurt, donde se les ha tomado la temperatura y obligado a llevar la mascarilla puesta para evitar contagios.

El hallazgo de bombas sin detonar lanzadas durante la Segunda Guerra Mundial es una situación relativamente frecuente en Alemania, según datos del Departamento de Defensa de EEUU. Un total de casi 400.000 toneladas de bombas fueron arrojadas en territorio alemán durante el conflicto. Concretamente Frankfurt, además, sufrió numerosos bombardeos que dejaron unas 12.197 toneladas de bombas sobre y la ciudad y 5.500 muertos. Alemania ya tiene experiencia en estas evacuaciones y operaciones de desactivación, pues con frecuencia se hallan artefactos de este tipo procedentes de la Segunda Guerra Mundial en obras y excavaciones.

Hallazgo de bombas en Frankfurt de la Segunda Guerra mundial: un acontecimiento frecuente

Lo curioso es que este no es el primer caso de evacuación por hallazgo de bombas de la Segunda Guerra Mundial. Ya en septiembre de 2017, 60.000 personas tuvieron que ser evacuadas al encontrar una bomba de la Segunda Guerra Mundial, también británica, de 1,8 toneladas (apodada Blockbuster). Aquel fue el mayor desalojo planificado desde 1945. A partir de las 6 de la mañana, se obligó a abandonar el centro de la ciudad; la policía anunciaba por un altavoz de la necesidad de abandonar la vivienda. A la 13.00, la policía informó de que se habían producido retrasos por la negativa de algunos vecinos a abandonar su vivienda. Finalmente, a las 18.30, la policía comunicó que la bomba había sido desactivada con éxito.

En aquella ocasión también se habilitaron lugares para las personas que no tenían a dónde ir. Además, la policía reforzó las carreteras para evitar que los ladrones aprovecharan la evacuación para robar en la multitud de casas que habían quedado vacías. Pese a que todo salió bien, fue una operación compleja en la que había mucho en juego: no solo vidas humanas, sino también el banco central, el cuartel general de la policía y la radiotelevisión local; además, fue necesaria la evacuación de hospitales y la colaboración de servicios de emergencia y ambulancias para transportar a los que no podían hacerlo por sí mismos.

Desactivación de la Blockbuster (2017)

Ese mismo año, 20.000 personas fueron evacuadas en Coblenza (oeste de Alemania) con motivo de la desactivación de un artefacto de media tonelada lanzado por los estadounidenses 70 años atrás.

Otro episodio de este tipo aconteció en abril de 2019, aunque su magnitud fue mucho menor. En esta ocasión, los bomberos estaban realizando ejercicios de buceo en el río Main (afluente del Rin en Frankfurt) cuando encontraron el artefacto. Aquella era un bomba de 250 kilos, y unas 600 personas fueron evacuadas para poder proceder a la detonación sin riesgos. La operación se llevó a cabo en el propio río, aunque la bomba fue desplazada desde el lugar donde se encontró hasta aguas más profundas. Se observó un gran chorro de agua salir con fuerza a causa de la detonación subacuática.

Abril de 2019, detonación en el río Main (Frankfurt)

Por último, en julio del año pasado, se procedió a la evacuación de más de 16.500 personas, también en Frankfurt, ante el hallazgo de una bomba estadounidense de 500 kilos sin detonar lanzada durante la Segunda Guerra Mundial. En esta ocasión, se llegó incluso a acordonar el Banco Central Europeo y el zoológico de la ciudad. Además, igual que en 2017, fue necesaria la evacuación de pacientes de varios hospitales.

Julio, 2019: señal luminosa de «calle cortada por un dispositivo de bomba» – Foto: KAI PFAFFENBACH

No siempre sale del todo bien

Pese a que en la mayoría de los casos las operaciones concluyen con éxito, incluso en la de 2017, cuando se procedió a la mayor evacuación hasta entonces, en algunas ocasiones se han producido explosiones accidentales. En 2010, por ejemplo, tres personas murieron y dos resultaron gravemente heridas en Göttingen (centro de Alemania), y en 2012, en Múnich, varias fachadas sufrieron daños y estallaron cristales como consecuencia de los trabajos de detonación.

Ayúdanos a hacer periodismo

InfoDiario es un proyecto periodístico liderado por jóvenes estudiantes de Periodismo. Aunque no lo creas, nos ayudas a crecer. Síguenos (si no es mucho pedir) en Facebook, Twitter  y/o  Instagram. Hacemos periodismo.

Deja un comentario