Inicio LOCAL GALICIA Galicia arde otro verano más mientras los técnicos de prevención convocan huelgas

Galicia arde otro verano más mientras los técnicos de prevención convocan huelgas

0
incendios en galicia arde
Incendios en Galicia. Foto: APROPIGA (Twitter)
  • En la última semana han ardido más de un millar de hectáreas
  • La huelga pone en «jaque» la situación de los montes gallegos, siempre amenazados
  • La asociación de bomberos APROPIGA avisa de las consecuencias que puede tener la huelga y apura la negociación

Galicia se enfrenta un año más al habitual problema de los incendios en verano. Tan sólo la semana pasada, más de 1.000 hectáreas fueron calcinadas. En medio de una situación ya de por sí preocupante, los sindicatos de prevención de incendios han convocado una huelga indefinida a partir del próximo 1 de agosto.

Desde la Asociación Profesional de Bombeiros e Bombeiras Forestais de Galicia, APROPIGA, hacen hincapié en que su labor es importante para la coordinación central y provincial de la prevención de incendios forestales.

Los técnicos de prevención llamados a la huelga, son tanto ingenieros de montes como ingenieros técnicos forestales. Ellos son los encargados tanto de la coordinación de medios, personal y trabajos de ingeniería, como de labores enfocadas propiamente en la prevención de riesgos laborales, vigilancia, localización y prevención de incendios.

Una vez un fuego es detectado, estos profesionales dirigen la coordinación de los medios encargados para combatirlo. Cuando un gran incendio forestal (más de 500 hectáreas) estalla, se encargan incluso de la dirección de la lucha contra ellos.

Además, el personal técnico de cada uno de los distritos forestales se dedican a labores más administrativas. Así como también a la conservación y cuidado de los recursos forestales. Fomentan estos recursos y supervisan el uso forestal tanto público como privado.

La queja de este sector llega por las condiciones laborales en las que se encuentran. El acuerdo por el que se rigen había sido establecido en el año 2008, por lo que consideran que estas condiciones están a día de hoy obsoletas. 

Negociaciones encalladas con la Xunta

Ya en 2018, después de una década con las mismas reglas, los técnicos comenzaron a pedir mejoras. Son ya 25 meses de tensión entre el sector forestal y la Xunta. Las negociaciones, apuntan desde el sindicato, avanzan a «paso de tortuga». La Xunta continúa en la misma posición según la CIG, sin dar el brazo a torcer. Desde APROPIGA, lamentan que aunque «hubo algunas reuniones, no se pudo avanzar en un acuerdo por la nula voluntad de avanzar por parte de la administración».

La asociación advierte además de que el problema va en aumento, tanto en cuanto a la organización como en el control de las importantes tareas de prevención y extinción. Según la plataforma, la mayor carga de trabajo burocrático originada a la normativa en materia forestas y de incendios vigente hace necesario supervisar más detalles. «Al tener que gestionar más personal propio como bomberos forestales dependientes del SPIF (Servicio de Prevención de Incendios Forestales)» inciden.

La plataforma recalca además que con las condiciones actuales y con la carga de trabajo a la que se enfrentan, este personal está trabajando más horas de las acordadas. «Están haciendo horas anuales de trabajo por encima de las establecidas para los funcionarios de la Xunta». Denuncian que, por ejemplo, en periodos de alta incidencia de incendios, las guardias de 24h son una constante.

Una plantilla que acusa el tiempo y el cansancio

A todo esto se suma una plantilla desgastada y que no se ha renovado durante estos años. «La plantilla es la misma desde 2008, y existe personal que, por razones de edad y de salud, ya no puede hacer funciones de lucha contra incendios y le cuesta un gran esfuerzo realizar guardias de 24 horas».

Desde la asociación consideran que esto condiciona que se respeten los descansos de los trabajadores. Además de repercutir directamente en la gestión de los centros de coordinación.

¿Confinamiento? Más peligro para el monte gallego

Mientras las negociaciones están encalladas, la crisis del coronavirus lejos de ayudar ha empeorado la situación. El confinamiento ha afectado directamente a los montes, que se han quedado sin el cuidado y limpieza necesarias a su debido tiempo. Un factor esencial, el de la limpieza y cuidado, para prevenir y cortar los incendios.

Desde el sector inciden un año más en que la mejor manera de acabar con los incendios es con «una ordenación y uso racional de los montes y los terrenos forestales». Señalan que, con «un monte ordenado, multifuncional y que no sea una carga económica para sus propietarios, permite un mosaico de usos y de vegetación que ayuda a combatir la gran mayoría de los incendios antes de que pasen a ser incontrolables».

Pese a las advertencias, lo cierto es que el monte gallego dibuja un panorama difícil. En noviembre, la Comisión Especial No Permanente de Estudio y Análisis de las Reformas de la Política Forestal, emitió un informe de expertos donde se ponía el foco en la necesidad de sacar los eucaliptos improductivos del monte gallego. Un problema que se une al cambio climático, que ya hace que en Galicia el clima se parezca cada vez más al de países como Grecia o Australia incluso. Realidades mucho más cálidas y peligrosas de lo propio de la zona.

La menor humedad del aire seca la vegetación. Los incendios son entonces más virulentos y con llamas de mayor altura. Todo ello, repercute en la extinción, una tarea cada vez más difícil para el personal.

Más peligro, igual método

Pese al riesgo al alza, desde las plataformas de bomberos y bomberas gallegas subrayan que las condiciones empeoran. Sus quejas van en la línea de que los planes de prevención son «prácticamente un copia y pega del año anterior». 

A estas quejas se une además el descontento por bajas que no se cubren e incluso brigadas que se quedan sin jefe.

Una pregunta ¿nos ayudas a hacer periodismo?

InfoDiario es un proyecto periodístico liderado por jóvenes estudiantes de Periodismo. Nos ayudas a crecer.

Pulsa aquí para dar Me gusta en Facebook.

Síguenos en Twitter pulsando aquí

Para estar al tanto de nuestro contenido a través de Instagram, pulsa aquí

Deja un comentario