Ignacio García Aguilar 10 junio, 2019
Villa de Noheda mosaicos

En Villar de Domingo García, provincia de Cuenca, hace poco más de 10 años el arado de un tractor topó con un conjunto de pequeñas piedras de colores que conformaban las teselas de unos mosaicos. Alentados por un mapa del siglo XVI de Alonso de la Cruz custodiado en el Escorial y unos escritos de finales del XIX de Francisco Coello que señalan la existencia en la zona de “unas ruinas romanas con teselas” los servicios arqueológicos comenzaron a excavar.

Estos mosaicos pertenecen a lo que es el salón (triclinum) de 291 metros cuadrados de una gigantesca hacienda del siglo IV en la que su terrateniente (dominus) podía ejercer sus negocios a la par que disfrutar de su ocio. El complejo residencial se erigió dentro de una extensión de tierras (fundus) de 80 kilómetros cuadrados que contenía zonas para el cultivo, pastos para el ganado y otro área de donde se obtenía madera.

Miguel Ángel Valero, profesor de Historia Antigua en la Universidad de Castilla-La Mancha, lleva una década desenterrando un 5% de este conjunto residencial. Ahora, la Junta de Comunidades de Castilla-La Mancha va a hacer visitables los yacimientos denominados Villa de Noheda en Villar de Domingo García. El alcalde de la localidad, Javier Parrilla del Partido Popular, quiere hacer coincidir la apertura con el comienzo de la nueva campaña de verano de trabajos en los yacimientos. En dicha campaña está previsto el inicio de la excavación de la sala de recepción con su correspondiente mosaico y piezas aún enterradas bajo tierra. “La idea es que los visitantes puedan disfrutar de esto, mientras ven cómo trabajan los arqueólogos” revela Parrilla para El País.

Algunas piezas que se han recuperado del conjunto escultórico ya pueden verse en la exposición  Noheda, la imagen del poder en la antigüedad tardía en Cuenca. “Ahora falta que podamos mostrar este yacimiento. Está todo casi preparado para abrirlo” confiesa el alcalde del municipio. Parrilla añade que la apertura será lo antes posible y que “lo mejor está por venir, porque solo hemos excavado una mínima parte”.

Con alrededor de 500 grandes fragmentos de mármol, la Villa de Noheda se convierte en el mayor conjunto escultórico en mármol de la Hispania romana. A estoy hay que sumar el que es el mayor mosaico figurativo del Imperio Romano descubierto hasta el momento. Esta obra se compone de una zona central dividida en seis paneles con escenas mitológicas y alegóricas. Si bien el número de teselas empleadas en todo el mosaico es “incontable”, se usaron una media de 1.234 por cada cuadrado de 25 por 25 centímetros.

Valero señala que por la diferencia en el número de teselas usadas en cada parte del mosaico achacan diversos diseñadores y, además, parece que debajo del gran mosaico asoma parte de otro con diferentes motivos. “Es como si al dueño de la villa no le gustase un primer resultado y ordenase que se elaborase otro encima diferente. El dinero no iba a resultar un problema”, informa Valero para El País. Porque exactamente, para este dominus el dinero no era un problema. Aparte de la opulencia de su residencia de 10 hectáreas, el terrateniente hacía traer vino desde Siria en el siglo IV.

Galería de fotos de El País de los yacimientos, aquí

Foto: R.G. (El País).  

1 pensamiento a “Villa de Noheda: la hacienda más ostentosa de la Hispania romana va a ser visitable

Deja un comentario.

Tu dirección de correo electrónico no será visible. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies