Alba Moreno 23 agosto, 2018

Dos personas han muerto acuchilladas por un hombre en una ciudad cerca de París. Además, un tercer individuo ha resultado gravemente herido. El agresor fue abatido poco tiempo después del asesinato. La policía ya le conocía por su radicalización.

El Estado Islámico (IS) ha reivindicado el ataque. Sin embargo, la Fiscalía francesa achaca que podría haber sido por problemas familiares. La razón es que las víctimas acuchilladas eran la madre y la hermana del agresor. La policía aún no ha confirmado que sea un ataque terrorista.

Según el ministro de Interior francés, Gérard Collomb, las fuerzas están analizando su teléfono móvil y otras pertenencias. Collomb explicó que el criminal tenía «problemas psiquiátricos importantes». En 2016, el agresor cumplió una condena por apología del terrorismo pero, según sus amigos de la infancia, no era practicante, apenas iba a la mezquita y consumía alcohol.

En estos momentos, la prefectura de Yvelines ha establecido un servicio de atención médica y psicológica para las personas afectadas por los acontecimientos de la mañana.

 

Deja un comentario.

Tu dirección de correo electrónico no será visible. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies